Las cosas se ponen cada vez más duras para ambos bandos pero se ve nadie quiere ceder en esta pelea

Epic Games presentó una demanda contra Google el jueves por la noche después de que su Juego Fortnite para Android fuera prohibido en la Play Store. Google afirma que todos los desarrolladores deben seguir las mismas reglas y pagar la tarifa del 30% por cada compra dentro de la aplicación. El propietario del battle royale afirma que las restricciones impuestas por Google constituyen un monopolio.

La demanda de Epic Games, publicada en un PDF de 63 páginas, argumentando que Google cobra una tarifa "exorbitante" del 30% por cualquier transacción realizada dentro de las aplicaciones, que es "diez veces mayor" que en otras formas de pago. Según el propietario de Fortnite, Google "impone restricciones anticompetitivas" y no da a los usuarios la posibilidad de compras directas, con precios más bajos.

Fortnite demanda

Esta fue la fecha en la que Fortnite llegó por primera vez a Android 

El desarrollador también presentó una demanda similar en contra Apple y la App Store, pero el caso de Google es más complicado, ya que Android sí permite la instalación de aplicaciones por medios externos. Recordemos que Fortnite, sólo estaba disponible para su descarga en el la página oficial de Epic Games en los primeros meses y llegó a Play Store en abril de 2020.

En un comunicado, Google confirmo la prohibición del juego de la tienda principal de aplicaciones de Android: 

"Aunque Fortnite sigue estando disponible en Android, ya no podemos hacerlo disponible en Play Store porque infringe nuestras políticas. Sin embargo, dejamos abierta la posibilidad de continuar nuestras conversaciones con Epic y traer Fortnite de vuelta a Google Play".

Google señala que Fortnite todavía se puede descargar por otros medios. "El ecosistema abierto de Android permite a los desarrolladores distribuir aplicaciones entre varias tiendas de aplicaciones. Para los desarrolladores de juegos que eligen usar Play Store, tenemos políticas coherentes que son justas para los desarrolladores y mantienen la tienda segura para los usuarios", dice la compañía.